Alertas Google- LA CAPITAL-EL CIUDADANO.-23/12/2011

La Federación Argentina de Telecomunicaciones (Fatel) que nuclea entre otros al sindicato de Rosario (Sitratel), salió a cuestionar a las empresas telefónicas (Telecom y Telefonica) por “la gran cantidad de trabajadores no convencionados que tienen bajo su órbita”.

Según expresaron esta situación “deja a los trabajadores en debilidad y desigualdad de condiciones porque no se les realizan los aportes de obra social, fondo compensador, y no reciben aumento por paritarias, sino el que determina el patrón”.

Según el gremio telefónico son cerca de 3.500 trabajadores en todo el país, de los cuales una parte importante se encuentran en ámbito de Sitratel Rosario.

En ese marco, el secretario de prensa de Sitratel, Miguel Papaane explicó que “en Rosario tenemos una porción sumamente significativa de trabajadores en este estado que ya debieran estar convencionados y afiliados a cada sindicato que les corresponda”.

Por otra parte, el dirigente se expresó en duros términos sobre las empresas telefónicas al indicar que, “estar fuera de convenio implica para los trabajadores estar estrechamente ligado al humor del patrón” y señaló que “un trabajador fuera de convenio está supeditado a la voluntad íntegra de su jefatura y/o gerencia tanto en los horarios como la diversidad de tareas”.

Por otra parte, Papaane explicó que “si la empresa decide a menudo los destinos de algún trabajador no convencionado, nadie se entera al no tener una defensa gremial”.

Otra de las denuncias que realizaron desde Sitratel es la tercerización de muchas áreas y emprendimientos por parte de las empresas telefónicas que según indicó “incide en la precarización laboral de muchos trabajadores”.

Las telefónicas “tercerizan en los proyectos y construcción de obras de inversión, como gran parte del mantenimiento de clientes”, agregó el dirigente.

Por efecto de estos procesos “los trabajadores que muchas veces se encuentran afiliados a otros sindicatos con menores beneficios, y no el correspondiente como este caso es el telefónico debido a que cumplen tareas de telecomunicaciones”.

Así, explicó que este es el caso de Telecom Personal, un call center donde cumplen funciones cerca de 400 empleados. “Allí estos trabajadores están cumpliendo tareas de ventas y atención exclusivamente ligadas a las telecomunicaciones, y sin embargo están situados en otro gremio”, se quejó Papaane.